Revolución Mexicana: el inicio

Autor: Francisco Chávez

Jóvenes, les contaré la historia en un resumen casi imprudente de lo que fue nuestra Revolución. Se las contaré como soy: un moco solitario que siempre fue participe de toda nuestra historia. Puede decirse que soy omnipresente, pues como buen moco, siempre estoy ahí para andar en el mitote, en el chisme y en el borlote.

Primero les contaré del General Porfirio Díaz, quién ya llevaba largo rato gobernando el país. A pesar de haber traído mucha inversión extranjera y progreso en varios sectores, también hubo una gran distinción de clases sociales, es decir, había gente muy muy rica y gente muy muy pobre. Esto fue esto lo que hizo detonar nuestra Revolución.

Zapata ilustrado por Francisco Chávez

En las montañas de Morelos, un campesino muy enamoradizo, llamado Emiliano Zapata, se encontraba ya muy cansado de ver cómo el gobierno arrebataba las tierra a su gente para ser regalada a hombres muy bien peinados.

Madero y Pascual Orozco.

Por otra parte, en el norte del país, en Coahuila, un joven muy inquieto de familia acomodada, empezó su candidatura para la presidencia. Fue la primera vez que el viejo Don Porfirio se sitio amenazado.  Así que momentos antes de la elección, decidió encarcelar en San Luis Potosí a este joven llamado Francisco I. Madero.

El joven luchador, logra escapar de aquella prisión huyendo inteligentemente al otro lado del Río Bravo. Llevándose consigo la creación del ya muy famoso Plan de San Luis, con su bonito lema: Sufragio efectivo, no reelección.  Fue así como Pancho Madero se da cuenta que serán necesarios otros medios para lograr un cambio.

De inmediato, se unieron a él varios hombres valientes.  Recuerdo muy bien a uno de bigote muy fuerte, otro con barba de chivo y uno más con cara de muerte.

Pancho Villa

El primero, Pancho Villa, sin duda el más valiente; se unió a él, Pascual Orozco para apoyar a Madero. Es así como nace el ejercito de División del Norte.

Por otro lado, Venustiano Carranza, otro hombre de buena posición, se une a Madero en su lucha.

Y con la unión de estos valientes soldados y la lucha de los Zapatista, da inicio nuestra guerra revolucionaria.

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*